martes, 3 de mayo de 2016

Adrian Levi - Under songs (2016)


Adrian Levi edita su segundo trabajo en solitario, Under songs. Bajo el pseudónimo de Adrian Levi se esconde Jordi Llopis, veterano ya en la escena valenciana, y surge tras la disolución de Crow Jane, última banda en la que militó con la que editó Contradiction en 2013 y antes formó parte de Suidhe. Ya con su primer trabajo My Hidden Pockets sorprendió positivamente, dando salida a los temas que no tenían cabida en su anterior formación. Así mostró su repertorio con sus nuevos temas con un sello personal, emocionante e intenso. Ayudado por entonces por Manolo Tarancón (Reno), Carlos Soler (Damien Lott) y José Rodríguez (Ambros Chapel), tres excepcionales músicos con los que hubo una conexión mágica en vivo, y los cuales colaboraron en la grabación de este nuevo trabajo, con algo de crowfunding que ayudó a su salida al aire. 
En este disco todo suena más tradicional, mezclando guitarras acústicas y eléctricas, dentro de unas composiciones que demuestran mucha emotividad, nueve temas de una gran categoría.


Empieza el disco con Fragile, tema de pop-folk con arpegios de guitarras acústicas que envuelven junto a la voz, creando una tremenda atmósfera. Universe es más oscura y melancólica, con esas notas de guitarra eléctrica y los samplers que se mezclan creando la melodía, un manto de sonido tremendo donde la voz sincopada y los coros son verdaderos protagonistas, cuando se funden con el sólo de guitarra. You es más pop, con base de guitarras acústicas que te mecen y te llevan a otro territorio. Black tides es de inicio de guitarra acústica (algo folclórica ¿verdad?) también, con unos pasajes instrumentales muy interesantes, un tema potente e intenso y muy bien rematado. Fall inside con sus golpes de bongo se mezcla con el toque de folk-pop y cierto toque gospeliano de fondo.
Little John con ese inicio de lo que parece un ukelele, es una nana que te va meciendo a modo de vals, además de ese aire a clásico. Low places empieza con guitarra eléctrica cruda, quizás el tema más eléctrico del álbum que dota al disco de ritmo, algo que venía sugiriendo. I'm your crime tiene un comienzo con el bajo dominando, para que luego entren las guitarras slide, con ese tono de country-rock que sigue abriendo la paleta. Ordinary facts cierra el disco de manera tranquila, una balada folk de bonita factura.


Adrian Levi está ya consolidado y tiene una línea clara y se nota su madurez y clarividencia a la hora de afrontar sus composiciones, y eso se nota en el resultado de este buen disco.

Os dejo con el tema Fragile.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada