lunes, 27 de febrero de 2017

Feeder - Eskimo (2016)


Anda mira por donde que Feeder sacaron disco en 2016, bajo el título All bright electric, y yo sin enterarme, desde luego que yo sepa por aquí no vinieron a presentarlo. La banda liderada por Grant Nicholas, al que acompaña fielmente desde casi los inicios Taka Hirose, el bajista y que tienen como nuevo batería a Geoff Hollroyde, editaron un disco donde en bastantes momentos cuesta reconocer a la formación, no sólo por el cambio de estilo, sino que diría incluso que hasta la voz del propio Nicholas, será que hacía mucho que no los escuchaba.
Uno de sus singles fue Eskimo, donde en sus inicios no me suenan a Feeder para nada, pero en la segunda parte se quieren parecer a aquella banda de singles brutales de los 90 y primera parte de este siglo.


Os dejo con el vídeo de Eskimo.

domingo, 26 de febrero de 2017

Temples - Strange or be forgotten (2017)


Temples, la banda de Kettering, Inglaterra, editará el 3 de marzo de 2017 su segundo trabajo de estudio, que llevará por título Volcano, cuya portada es tan simple como fea. Será la continuación de aquel buen primer trabajo Sun Structures, al que yo le ponía una pega en su día y es que sonaba demasiado bien hecho, muy pulcro, y le faltaba algo de mala leche, porque la psicodelia que ellos hacen, con evidentes influencias sesenteras, a veces necesita eso para que no se te pase volando por delante. Cuando los vi en junio en el Festival Mad Cool, me pasó algo parecido, empezaron bien y fueron a menos por eso, porque sonaba todo muy perfecto y era su principal preocupación, pero muy paraditos en el escenario y con falta de actitud, su estilo pide de vez en cuando enfurecer.
Su primer adelanto de Volcano se llamó Certainty, y ya lo puse aquí, y ahora viene Strabge or be forgotten, que es la canción que cierra el disco. Buen tema, con melodía atractiva.


Os dejo con el vídeo de Strange or be forgotten.

The Offspring - The Meaning of life (1997)


Desde luego un disco que siempre me ha gustado de los californianos The Offspring, y que con el paso de los años sigue confirmándolo, es Ixnay on the Hombre de 1997, mata al hombre, en argot mexicano, de ahí las calaveras santeras de la portada. Este es otro de esos discos que en su día no tuvo reconocimiento, y si lo tuvo después, con el paso del tiempo. La sombra de Smash era alargada, y superar sus ventas complicado, pero si se escucha bien este álbum estamos ante otro discarral en su estilo, introduciendo evoluciones pero con la base siempre clara y rotunda. Ese pun-rock de base, con ciertos toques reggae, o funky, y el sello de las furiosas guitarras y la alocada voz de Dexter Holland, siempre muy presente.
Hoy os pongo el tema The Meaning of life, un trallazo incontestable.


Os dejo con el vídeo de The meaning of life.

sábado, 25 de febrero de 2017

The Offspring - Hit that (2003)


Probablemente Splinter del año 2003, con el paso del tiempo, sea el disco de The Offspring que más me gusta. Tiene la admirable combinación de grandes temas, con el grado ya de experiencia necesario y como remate del cóctel a Brendan O'Brien como productor, un extraordinario complemento que hace que todo suene como debe. El disco tiene muchísima fuerza, pero bien canalizada y distribuida, además de momentos de una energía brutal.
Uno de mis temas favoritos, donde incluso meten sonidos electrónicos que les quedan de lujo es Hit that, adornos fenomenales para un gran tema, donde estribillo y pegada son ganadores.


Os dejo con el vídeo de Hit that.

Son Volt - Lost Souls (2017)


Soprendido por el muy buen disco de Son Volt, la banda capitaneada por Jay Farrar, un trabajo sin altibajos, muy constante y lleno de grandes temas, este Notes of blue, que salió a la venta el 17 de febrero. No sólo ahondan en su huella sonora de ese country alternativo, con toques rockeros en muchos momentos, que tanto les caracteriza, sino que además como dice el título del álbum, se adentarn en territorios blueseros con éxito. Yo de momento os dejo con uno de los cortes más rockeros del disco, titulado Lost Souls, pero vamos, que de este artefacto sonoro no será ni la primera ni la última vez que hable.


Os dejo con el tema Lost Souls.

viernes, 24 de febrero de 2017

Concierto Teenage Fanclub, Madrid, La Riviera, 23-2-2017


La de anoche fue una noche muy especial en La Riviera. Primero el previo con mi amigo Gonzalo Aróstegui Lasarte, para luego encaminarnos hacia el lugar donde veríamos a quizás una de las bandas más genuinas y auténticas que existen, orfebres de melodías y que son capaces de estremecer a hombres de pelo en pecho, os aseguro que ayer lo vi. Hicieron de teloneros una banda española llamada The Sea, que la verdad lo hicieron muy bien y tenían una onda que cuadraba perfectamente con lo que íbamos a ver, pero que me perdonen si no hablo mucho de ellos, porque lo que vimos y escuchamos después merece toda mi atención.


Teenage Fanclub venían a presentar Here, su último y gran disco de 2016, que no nos vamos a engañar, no llega a aquellas joyas noventeras, aunque es un muy digno artefacto sonoro. A pesar de los típicos problemas iniciales de sonido de la Sala La Riviera, todo sonó después de lujo, y esta banda tiene una cualidad que comentaba con el egregio Gonzalo, y es que son capaces de sonar en vivo mucho más pulcros, perfectos y enormes que en disco, donde a veces su sonido es más sucio. Por allí andaban, cerca nuestra, una importante legión valenciana del Loco Club, para que aquello fuera una fiesta continua, como resultó ser de principio a fin.


Del repertorio sólo puedo decir maravillas, y claro alguno favorita que no cayó, pero eso siempre pasa, disfrutamos a tope de todo lo que sonó. Así de este último disco Here cayeron Hold on, Thin Air, The first sight, The darkest part of the night, I'm in love, y ya como primer bis I was beautiful when I was alive. Y claro, ya desde el inicio dejaron claro que repasarían temas antiguos de los 90, así escuchamos Radio del Thirteen, del Bandwagonesque sonaron The concept como cierre de la primera parte (maravillosa) y Star Sign como segundo bis. Del mítico Grand Prix cayeron Verisimilitude, Don't look back (momentazo), About you y Sparky's dream. De Songs from the Northern Britain escuchamos Start again (primer tema del concierto ayer), Ain't that enough (se me queda corto cualquier calificativo a esta obra maestra de tema), I don't want control of you, Take the long way round y Your love is the place where I come from. Dumb Dumb Dumb y My Uptight life del Howdy!, It's all in my mind del Man-Made y el cierre final con el increíble Everything flows de su primer disco A Catholic Education de 1990, donde Norman Blake subió el amplificador de su guitarra para el punteo final... en fin carne de gallina.


Hay conciertos de los que he salido muy contento, pero del de ayer me llevo una sensación de plenitud que en pocos he alcanzado. Estos orfebres de las melodías, hacedores de temones, y porqué no decirlo "Los Beach Boys Escoceses" por el trato de las voces, hay que levantarles un monumento a la gloria musical y a su capacidad para regenerar cuerpos humanos. Ayer vi a tipos ya curtidos y de pelo en pecho emocionarse en varios momentos...

Os dejo con el tema Dumb Dumb Dumb del año 2000.

Teenage Fanclub - Star sign (1991)


Lo vivido anoche en La Riviera de Madrid fue increíble, en breve tendréis mi crónica. Pero en los bises sonó un tema muy favorito mío de aquel maravilloso disco que es Bandwagonesque de 1991, Star Sign, de esas canciones que mezclan el powerpop fino de estos escoceses, con su onda guitarrera tipo Sonic Youth de su primera época. Esta delicia sonó ayer como los ángeles, una pieza que canta su bajista Gerard Love, y que realmente me sigue gustando igual o más que el primer día que la escuché. Ayer puse otro tema de este álbum, pensando que podría sonar, pero da igual, sonó esta y muchas más.


Os dejo con el vídeo de Star Sign.

jueves, 23 de febrero de 2017

Teenage Fanclub - What you do to me (1991)


Teenage Fanclub, la banda escocesa, editaba dos trabajos en 1991, y el segundo de ellos empezaba a dejar claro que estábamos ante una banda de calado. Bandwagonesque es un trabajo maravilloso, donde los sonidos más guitarreros de sus inicios siguen presentes, pero donde el powerpop que empiezan a facturar, es ya de un nivel superlativo. Ya hablé en su día aquí de esa maravilla que es The Concept que abría el álbum, pero el tema del que hablo hoy, What you do to me, no le va a la zaga. Armonías vocales, melodías que atrapan, en definitiva, una joya de tema y de disco.


Os dejo con el vídeo de What you do to me.

Teenage Fanclub - Like a virgin (1991)


Teenage Fanclub editaron en 1991 su segundo trabajo discográfico, algo menor que su gran debut, aquel A Catholic Education de 1990.  Una de las características de esta banda de powerpop exquisito es la democratización a la hora de repartir tareas compositivas, y que así se reflejaran en los discos. Norman Blake, cantante y guitarrista, Gerard Love, bajista y cantante y Ray McGinley, cantante y guitarra solista, iban a pachas, pero en el primer trabajo fue Blake el dominante. En este segundo disco había varias versiones, una de los primeros Pink Floyd y otra de Madonna si, ese tema ochentero, el Like a Virgin, pero con ese aire a los Sonic Youth con guitarras afiladas. La versión me gusta mucho, y también pincharla.


Os dejo con el Like a virgin por Teenage Fanclub.

miércoles, 22 de febrero de 2017

Programa Número 36 de Dj Savoy Truffle en Música Sideral. Especial 1977 (Parte 2)


Si amigos si, aunque parezca increíble ayer salió al aire una nueva edición de Música Sideral, programa número 36 conducido por vuestro siervo de la noche Dj Savoy Truffle, en la plataforma Transporte News Radio. En esta ocasión se trata de un especial sobre el año 1977, 40 años después, su segunda parte, un año mítico dentro de la música, ya que se editaron trabajos que han pasado a formar parte de la historia. Una de las mejores épocas musicales, y por el que hago un segundo recorrido. Estados Unidos, Gran Bretaña, Canadá, Alemania, incluso Jamaica están representados.


Suenan por orden Rod Stewart, The Police, Pink Floyd, Television, Talking Heads, Johnny Thunders & The Heartbreakers, Kraftwerk, Leonard Cohen, Bob Marley & The Wailers, The Real Kids, The Scruffs y Jonathan Richman & The Modern Lovers.


Aquí os dejo con el programa y espero que os guste.

Pinchada animosa y sideral de Dj Savoy Truffle en el Savoy Club Madrid.


Éste viernes 24 de febrero Dj Savoy Truffle hará una sesión de lo más animosa y siempre sideral para que esos cuerpos derrotados de toda la semana se recuperen como dios manda y vuelvan a casa contentos después de escuchar musicón. Aportaré novedades recientes de este año y el año pasado, y daré repaso a todas las épocas, 50, 60, 70, 80, 90 y este siglo, con todos mis estilos, rock, pop, powerpop, surf, soul, garage, rockabilly, electrónica, etc...
La cita es en el Savoy Club Madrid, a las 23:00h, Calle Meléndez Valdés, 28, Metro Quevedo o Argüelles.


Como aperitivo un par de temas, primero este In a drawer del último disco de Band of Horses.






Por otro lado esa cara B de Ryan Adams titulada Aching for more de 2015.


martes, 21 de febrero de 2017

The National - Pink Rabbits (Live on 89.3 The Current) (2013)


De este año no debería pasar que salga nuevo álbum de The National, la banda de Ohio afincada en Brooklyn hace ya años, y que por mi bienestar emocional espero que no dejen pasar otro año sin nuevo trabajo. Su último disco de estudio, ese Trouble will find me del año 2013, es tan bueno que es muy adorado en este espacio, además de haber sido trillado por mis orejas hasta límites insospechados.
Hoy quiero recordar uno de los temas que te dejan con el cuerpo como nuevo, una vez escuchado, ese Pink Rabbits, interpretado en vivo para una emisora en 2013, que entre el piano y la voz de Matt Berninger me atrapan.


Os dejo con la interpretación.

Pinchada novedosa y sideral de Dj Savoy Truffle en Macondo.


Éste sábado 25 de febrero Dj Savoy Truffle hará una sesión llena de novedades de este año 2017 en el que ya se han editado varios grandes discos, y además de repasar todos sus estilos, del rock al surf, del punk al soul, del powerpop al rockabilly, del garage a la electrónica. Una noche para disfrutar y menear el bullerengue todo lo que se pueda y más.
La cita es en Plaza de la Morería, 1, Metro La Latina, a partir de las 23:30h.


Os dejo con dos aperitivos.

Primero este tema de The Sadies, este The Elements song de su nuevo álbum.




Y por otro lado este Pressure de 1979 de The Kinks en el disco en vivo One for the road de 1980.


lunes, 20 de febrero de 2017

Blondie - My Monster (2017)


Ya tenemos segundo adelanto del nuevo disco de Blondie, la banda neoyorkina que editará el 5 de mayo su nuevo disco Pollinator. Debbie Harry, Chris Stein, Clem Burke, Matt Katz-Bohen, Leigh Foxx y Tommy Kessler es la formación actual ya entradita en años, y aunque Debbie ya está entradita en carnes, no en vano los años pasan, sigue cantando de maravilla. El álbum ha sido producido por John Congleton y ha contado con colaboraciones de miembros de los Strokes (Nick Valensi y Albert Hammond Jr.), de Johnny Marr, Joan Jett, el rapero Dev Hynes, etc... El lugar de las grabaciones fue The Magic Shop, donde David Bowie grabó sus dos últimos trabajos, así que seguro que hubo buenas vibraciones allí.
Este nuevo tema se llama My Monster y la verdad es que suena de lujo y me recuerda mucho a la banda de finales de los 70 que era una absoluta locura, la del Parallel lines, por ejemplo, con bonito puente y estribillo.


Os dejo con el tema My monster.

domingo, 19 de febrero de 2017

37 años sin Bon Scott, el poeta sucio del rock and roll.


37 años se cumplen hoy de la muerte de Bon Scott, este escocés que emigró a Australia, como los hermanos Young también, y que realmente fue el segundo cantante de AC/DC, después de que Dave Evans no convenciera, simplemente no estaba al nivel. Scott era un tipo bastante fracasado, aguantaba a una novia malhumorada, un tipo chuleta que andaba dando bandazos por aquí y por allá, hasta que vio colgado por Adelaida un cartel de AC/DC que buscaban cantante. Así Vince Lovegrove se acordó de su viejo y loco amigo y le ofreció el puesto como chófer del grupo, y Scott dijo si a la primera. Eso si, el día en cuestión y por las prisas de llegar a tiempo y tal... se presentó ante Malcom y Angus con las bragas de su chica en lugar de los calzoncillos, imaginad la vida del colega. Así, asistía a los conciertos y veía esa travesía por el desierto con Evans de vocalista, pero Bon ya escribía letras a toda prisa, cantidades ingentes de letras sucias, subidas de tono, con grueso humor, creando un género, y a principios de 1975 se formaban los AC/DC que harían historia. Scott era un frontman brutal, un gañán peludo y con algún diente partido, que se las agarraba gordas, pero tenía un carisma tan descomunal que conseguía que las chicas se levantaran la camiseta en cuanto él lo ordenaba. El resto del grupo alucinaba.


Sus apariciones en televisión lo petaron, con aquella versión del Baby, please don't go de Joe Williams, por ejemplo, con Scott vestido de colegiala despechada armada con un martillo de juguete, que lloraba porque Angus le había roto el corazón. Peter Clack y Rob Bailey abandonan la formación ante el ritmo de Bon, y entra Phil Rudd, un batería de la vieja escuela, frío, calculador, pero que hacía todo el ruído del mundo y con un groove acojonante. Fichan por EMI y en 1975 editan High Voltage, aunque seguían siendo algo impresentables, y también TNT en Australia. En 1976 vendría la edición internacional de High Voltage, basada más en el TNT australiano. A finales del 75 fichan por Atlantic UK. Dirty deeds done dirt cheap en ese mismo 1976 fue la consolidación, con Mark Evans como bajista asentado. Desembarco en abril del 76 en Gran Bretaña, donde Bon empezó fatal con una jarra voladora que le abrió la cabeza y quedó inconsciente, pase ante la prensa desastroso. Luego Angus enseñaba el culo en los conciertos (ahora es distinto...). Empezaban a tener himnos inconfundibles, y ya el Let there be rock en 1977 fue un golpe en la mesa espectacular, un álbum que dejó claro que aquello iba a ser muy grande, tan grande como el contrapunto a otro tipo de bandas que venían de los 60 y ellos eran puro y duro rock and roll. Un tipo con pintas de camionero con problemas de todo tipo, alcohólicos, mentales, etc., un enano que se meneaba y se quedaba medio en bolas pero que pegaba guitarrazos y solos como nadie, y su hermano como base rítmica cúspide, más la sección rítmica imprescindible. Para la historia el vídeo que puse hace poco de Let there be rock donde vestido de cura Bon es cachondísimo.

Powerage en 1978 es un discarral donde las esencias blues están muy presentes, que se complementaría con el directo ese mismo año de If you want blood you've got it y la culminación con una de sus obras maestras fue Highway to hell en 1979, uno de esos discos de rock and roll que si no tienes en tu estantería es que te falta algo muy grande.
El 19 de febrero de 1980 y después de una descomunal borrachera por Londres, el bueno de Bon se quedó en el coche a dormirla y al día siguiente ya no se levantó. Con 33 años se convirtió en mito y leyenda. 

Os dejo con Riff Raff en vivo del Powerage.

The Kinks - Misfits (1978)


The Kinks en 1978 editan Misfits, pero hay que explicar un poco el proceso que viene desde años antes. A principios de la década de los 70 y después de Muswell Hillbillies, ese homenaje al barrio donde crecieron los hermanos Davies, obra maestra absoluta, hacen Everybody's in show-biz magnífico también y en cierto modo enlanzado con aquel anterior con temas tocados en vivo. Luego viene la parte teatral del grupo, los dos Preservations, Soap Opera y Schooldays in disgrace, este último un biopic teatral del protagonista de los dos Preservations. En aquella época ésto no fue entendido por el público, que les dio la espalda, y sus ventas bajaron mucho. Era su final con RCA, de donde salieron de mala manera. Al año siguiente en 1977, se van a Arista y sacan Sleepwalker, extraordinario disco que les devuelve a su nivel de ventas.
Es entonces cuando Ray Davies, viendo que las cosas con Arista son de otra forma, y todo va viento en popa, fue a por el disco perfecto, cuidando al máximo los detalles, composiciones compositivamente perfectas, sesiones de grabación eternas y puliendo todo al máximo detalle incluso en las remezclas. Y así es éste álbum, una joya, se echan de menos quizás las salidas de la línea guitarreras, las imperfecciones propias de los Kinks, que por eso nos gustan tanto, pero este disco rompe con eso.
El tema que da título al álbum, y que lo abre, es una maravilla de medio tiempo, estrofas perfectas que un tipo como Ray Davies, con su talento e ingenio, ha demostrado miles de veces, pero que aquí alcanzan un nivel... memorable.


Os dejo con Misfits, palabras mayores.

The Shins - Mildenhall (2017)


Tercer adelanto del nuevo álbum de The Shins, que lleva por título Mildenhall. El grupo americano liderado por James Mercer editarán el 10 de marzo Heartworms, y la verdad es que por los adelantos promete mucho, Mercer además ha sido muy influenciado por el hecho de ser padre, y no sólo en su evolución de ser adulto sino asumir las responsabilidades paternales.
En cuanto a este tema en si, es el que más me ha gustado de los tres, de aire eminentemente acústico, me encanta la voz que pone el cantante, y me parece brillante, un buen tema para un día gris de febrero.


Os dejo con el vídeo de Mildenhall.

sábado, 18 de febrero de 2017

The Sadies - Northern Passages (2017)


Llevamos mes y medio de este nuevo 2017 y para un servidor hay ya un disco situado en la pole position desde el 10 de este mes de febrero, cuando salió a la venta, y es el nuevo disco de la banda de Toronto, The Sadies. Nunca estaré suficientemente agradecido a mi amigo blogero 61 & 49 (que anda retirado de la blogería) pero del que pronto tendréis noticias frescas, por descubrirme en su día el talento descomunal de este grupo, que pude ver en vivo en la gira de su anterior y también magnífico Internal Sounds. Northern passages es el título del nuevo álbum, y la verdad es que lo de esta banda es increíble, ya que en su paleta estilística caben múltiples estilos, desde el folk-rock-country al surf, del garage al rockabilly, del bluegrass al punk, sonidos fronterizos de spaguetti western, o la psicodelia con momentos de bastante acidez por cierto. Los hermanos Travis y Dallas Good son unos musicazos, y unos enormes guitarristas, pero encima llevan la compañía de una base rítmica fuera de serie con Sean Dean al contrabajo y Mike Belitsky a la batería. Sus influencias de Neil Young, y de aquellos Buffalo Springfield, quizás sean las más interiorizadas y que salen a la luz con menor problema, además es lógico, son paisanos y le rinden pleitesía. También están ahí The Band, Byrds, Ventures, Pink Floyd, etc...
Estos días pasados fui adelantando un par de canciones extraordinarias del álbum, pero es que todo entero es maravilloso, y merecía hablar del mismo en su totalidad. Por cierto chapó a esa portada de Aurora Boreal preciosa.

Comienza el álbum con Riverview Fog es un medio tiempo de aire folk, melodioso tema, de una dulzura y una factura maravillosas y esas voces que te embelesan. Pero llega el cambio y en Another season again se vuelven furiosos, rockeros y con una fuerza descomunal, guitarras que corren a su antojo. There are no words sigue en esa onda fuerte del tema anterior, rockeando al estilo más salvaje de su compatriota Young. It's Easy (Like walking) con la colaboración de Kurt Vile precisamente se va al lado más acústico y melodioso de Tío Neil, pero con su propio sello, que en mi caso particular ha calado tan hondo que probablemente sea mi canción favorita hasta ahora. The Elements Songs es una soberbia canción con cambios de ritmo, un puente hacia el estribillo tremendo, y un estilazo que es para caerse de espaldas, temazo de tomo y lomo. Through Strange Eyes nos lleva al oeste americano, música fronteriza de raíz americana con ese banjo que suena de fondo, otro temazo al zurrón. God Bless the Infidels es un tema country-folk campestre absoluto, donde vuelve el banjo pero con un violín esta vez, que da ese toque perfecto. 
The Good Years es una delicia fabulosa, medio tiempo con aires folks, pero con un fraseo brutal y que pone la carne de gallina, si ya a estas alturas no has caído completamente en este disco, se me hace difícil ver la solución. As above, so below vuelve al tono onda Byrds, con esas guitarras que reverberan como lo hacían los californianos, buen tema sin duda. Questions I've never asked es apabullante, ya desde su inicio con esa caída de las guitarras a plomo, y sus solos posteriores bellísimos, que dibujan círculos de placer, en medio una aceleración bestial, y esa vuelta de tuerca de ritmo, enfureciéndose el final, otro tema muy favorito del disco, composición excelsa. The Noise Museum cierra esta pasada de trabajo, una canción instrumental con coros de viejos pistoleros al fondo, como en las mejores películas de Sergio Leone, donde las guitarras campan a sus anchas.


Hay veces que escuchas discos y dices, voy a darle otra vuelta a ver si escucho cosas que no he pillado antes, con The Sadies, si ya los conoces mejor, pero al oír un nuevo trabajo de ellos, ya sabes que te interesa, que hay mucha clase ahí y que, por lo menos en mi caso caes rendido a la primera.
Muy difícil veo superar este fenomenal artefacto sonoro en este 2017, complicado.

Os dejo con Riverview Fog, el tema que abre el disco.

viernes, 17 de febrero de 2017

Lori Meyers - En la Espiral (2017)


Lori Meyers, la banda granadina, han editado hoy mismo En la Espiral, cuatro años después del laureado Impronta, y que tanto les hizo girar y girar por toda España. Éste es un disco muy esperado, pero estos chicos no son de hacer las cosas con prisas, ya entre Cuando el destino nos alcance y el siguiente hubo tres años de diferencia, y de Hostal Pimodán a Cronolánea también hubo 3 añitos. El proceso de composición de Noni hasta ahora, era con su protools, que luego se complementaba en el estudio con los matices de Alejandro y Alfredo (Guitarra y batería) más Miguel al bajo, pero esta vez todo se juntó en el local de ensayo, y el trabajo fue más conjunto que nunca, le dieron muchas vueltas a los temas, y vuelta a empezar, como en una espiral, de ahí el título del álbum.
Este disco, y ya lo digo desde el principio, es el más diferente que ha hecho la banda hasta ahora, eso si, hay canciones de la factoría Lori Meyers indudablemente, pero para alguien poco avezado en el grupo, la primera canción, por ejemplo, le puede dejar como un poco descolocado. Siempre ha habido evolución en esta banda y eso al principio cuesta, pero aquí es precisamente cuando escuchas las canciones que suenan a su sonido de siempre, es entonces que parece que todo cuadra. En las letras se describen todo tipo de situaciones que han pasado y que unas veces han tenido final feliz y otras no.


Vértigo I es un tema oscuro, dominado por sintetizadores, y donde la voz de Noni está completamente cambiada, muy psicodélica, no recuerdo muchos temas sombríos de este grupo, pero ésta sin duda lo es, es curioso pero se me emparentan aquí con Vetusta Morla (algo hasta ahora casi impensable). Evolución fue la primera canción que conocimos, clásica en el estilo del grupo, con la voz alargada de Noni, ese sonido pop, donde guitarras y sintetizadores caminan de la mano. Pierdo el control, empieza enigmática, pero rápidamente coge ritmo y se convierte en una pieza de enérgica fuerza sobre todo cuando llega el estribillo, éstos son los nuevo Lori Meyers. Todo lo que dicen de ti es una balada preciosa, de aires hawaianos y de letra bastante romanticona, contratiempo acertado. Zona de confort con riff de guitarra inicial vuelve al sonido habitual del grupo, alegre y desenfadado y con cambios de ritmo acertados, el tema más largo del disco. Organizaciones peligrosas es un medio tiempo donde a un ritmo amable, se unen unos coros espléndidos, pero vuelve al tono melancólico que por momentos se apodera del álbum.
Océanos me parece un tema brutal donde Alejandro toma las taréas vocales y me parece un medio tiempo precioso, con un no menos brillante estribillo. 1981 reincide en ese tono melancólico que está muy presente en el disco, y que se palpa en esa letra "nunca me abandones". Eternidad vuelve a coger ritmo, pero es un medio tiempo agradable, y que corre ligero y precioso, gran canción con una letra fantástica. Siempre brilla el sol ha sido el single fuerte del disco, con ese riff inicial de guitarra (¿tipo Andy Summers de Police?) y que es un temazo de tomo y lomo, donde recuperan alegría, ritmo y un en definitiva un tema redondo de cabo a rabo. Un nuevo horizonte destaca por su bajo inicial, hasta que entra Noni con la voz y rompe la melodía, buen tema en la línea habitual del grupo. No estoy solo es de las canciones más alegres sin duda, buen medio tiempo de onda reconocible dentro de las melodías de la banda. Vértigo II cierra el disco, la segunda parte del tema inicial, donde vuelven a sonidos oscuros, lentos, y crepusculares.


Si el fan de Lori Meyers esperaba un Impronta 2, ya le digo con tranquilidad que este disco no tiene nada que ver, y que incluso puede parecer que la banda se ha ido a otros territorios y que se la han jugado. El trabajo gana con las escuchas, sin duda, y me da que en directo va a ganar todavía más.

Os dejo con Siempre brilla el sol en acústico.

Datura4 - Greedy World (2016)


Uno de los mejores discos de 2016, bajo mi punto de vista, fue el de esa banda de veteranos excepcionales australianos Datura4 que con su segundo álbum alcanzaron para mi la perfección, de hecho en mi lista alcanzó el número 2, nada más y nada menos. Recordemos que la banda está formada por Dom Mariani (The Stems, Someloves, DM3, The Majesitc Kelp, etc...) que canta y toca guitarra, Grez Hitchcock (The Monarchs, You Am I, New Christs, etc...) que también está a voces y guitarra, Stu Loasby (Jack and the Beanstalk, The Majestic Kelp,...) al bajo y Warren Hill (The Drones, The Volcanics,...) a la batería.
Este Hairy Mountain está lleno de pelotazos de rock, psicodelia, blues, powerpop, etc., como este tema que os traigo hoy, este fantástico Greedy world cuyas guitarras rockeras recuerdan incluso un poco a los AC/DC de los años 70.


Vamos allá con el vídeo de Greedy World.

jueves, 16 de febrero de 2017

Blondie - Hanging on the telephone (1978)



Blondie, esa banda neoyorkina formada a mediados de los años 70, tenían un rollo new wave que daba mayor amplitud a todo el género musical que se movía por la Gran Manzana en aquellos años, y que rondaban el mítico CBGB, entre ellos Television, Talking Heads, Ramones, etc... Este grupo en concreto lo lideraba Debbie Harry, procedente de Florida y antigua cantante de una banda llamada The Stilettos, formación de la que venían también el guitarrista Chris Stein, el bajista Fred Smith y el batería Bill O'Connor. Ellos cuatro formaron Blondie, apelativo derivado de el piropo que solía recibir la cantante cuando paseaba por New York... el típico "Rubiaaa..." macarrilla de aquí, y que coincide con el nombre que Hitler le tenía puesto a su perra... en fin.
Al poco de empezar hubo movimientos, Smith y O'Connor se unieron a Television, y entraron el bajista Gary Valentine y el batería Clement Burke, a los que se añadió el nuevo teclista James Destri, formando así un quinteto. Hacen su primer disco homónimo en 1976, y y Gary Valentine se va, entrando Frank Infante, siendo esta la formación ya más estable. Editan Plastic letters en 1977 y en 1978 su disco para mi más completo, aquel Parallel lines, que empezaba con una versión de la banda The Nerves, el mítico Hanging on the telephone, tema del que hablo hoy. La voz de Debbie, y el ritmo de la banda les hace para mi únicos, sencillamente brillantes.


Os dejo con el vídeo de Hanging on the telephone, y para aquells o aquellas que vean a la Debbie Harry de ahora mayor y con lorzas, que sepan que en los 70 había hombres que se arrastraban literalmente detrás de ella.

The Kinks - Elevator Man (Demo) (1976)


En mi búsqueda de rarezas setenteras de The Kinks, la banda británica liderada por Ray Davies, he dado con un tema que fue un descarte para Sleepwalker, que ni siquiera aparece en las reediciones de aquel disco de 1977 con bonus tracks, y que salió en un EP vamos a decir raro, con Waterloo Sunset como tema de portada del EP, más You really got me y dos temas descartados en 1976 en su día, uno era On the outside, que si aparece en las reediciones del disco y otra Elevator man, que sólo sale aquí.
Ojo al tema, porque es una auténtica gozada, con ritmo tremendo, Ray cantando de lujo y una letra que habla de un tipo que sube todos los días en ascensor, el ascensorista...


Os dejo con este temarraco.