lunes, 21 de abril de 2014

Jack White bate el Record Guinness al disco más veloz.



 
Que Jack White es un verdadero genio, eso no creo que a estas alturas nadie tenga la osadía de discutirlo, que además tiene un sonido identificable plenamente es más que obvio, pero que encima tenga las santas narices de hacer el disco más rápido de la historia, le hace por derecho propio entrar en la leyenda. En el día del Record Store Day, hizo realidad su plan previsto de hacer el disco más veloz del mundo. Según su sello Third Man Records, el primer lote de vinilos de 7 pulgadas de Lazaretto de ayer, se grabó, imprimió, prensó, montó y puso a la venta en 3 horas y 55 minutos. Lazaretto es el single que da título a su segundo disco en solitario, que verá la luz el 9 de junio. Lo mejor del asunto, es que cuando el músico terminó la interpretación del tema en directo en su propio estudio, el máster de las grabaciones se llevó a fábrica para imprimir los singles, cuyo embalaje ha sido ilustrado con fotografías del directo en cuestión.
 




Este vinilo lleva como cara B una versión del clásico de Elvis Presley de 1969, Power of my love. Además y por si fuera poco, White y su grupo acabaron haciendo una actuación de alrededor de una hora, con varios temas que irán en su nuevo disco...
 
El adelanto que hay de ese nuevo álbum se llama High Ball Steeper, y aquí os lo dejo.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada