martes, 10 de septiembre de 2013

The Doors - When You're Strange (2010)





Ayer tuve la oportunidad de ver por fin éste documental dirigido por Tom DiCillo y narrado de manera fría y controlada por Johnny Deep. Veinte años después del estreno del film de Oliver Stone, que para mi está en un pedestal, y cuarenta años después de la muerte de Jim Morrison en París, en el baño de su casa se estrenó éste film. Fascinante documental, pero no porque nos descubra muchas cosas que no sabíamos del grupo, sino por el ambiente que genera, lo bien explicado que está el contexto en el que el grupo se movía, en una época en la que el mundo estaba cambiando a marchas forzadas, y también porque aporta documentación gráfica de gran valor del grupo, que antes no se había visto.









El documental, con pequeños saltos temporales, va cronológicamente desde los inicios de la banda en 1965 en Los Ángeles, formado por Jim Morrison, Ray Manzarek, Robby Krieger y John Densmore.
Nos muestra sus modestos inicios, a la vez que entusiastas, para seguir con su progresión a base de actuaciones en directo que dejan anonadado al dueño de Elektra, por quien fichan, y su ascensión hasta llegar a ser uno de los grupos más importantes de su época, y porqué no decirlo, de la historia, para concluir con el final del grupo, marcado por la muerte de Jim Morrison, en una decadencia marcada por el abuso del alcohol y las drogas.








A reseñar, que bajo mi punto de vista, los documentos gráficos son de extraordinario valor. Por momentos se ve al grupo en el estudio, las tensiones que provocaba entre los miembros el comportamiento de Jim cada vez que llegaba borracho, también la inteligencia del personaje, algo atormentado con la idea de la muerte, pero no exento de una mente privilegiada que soltaba frases de calado, como aquella en la que decía que la sociedad americana ama a las armas, y está en permanente guerra, no se equivocaba el bueno de Jimbo.







En fin, yo sé que he tardado en verla, pero nunca es tarde si la dicha es buena, de todas formas, me echaba para atrás el tema de que la película de Oliver Stone me parece insuperable. También destacar que el actor que hace de Morrison, no lo hace mal, pero se pone las barbas y está sin barriga, un detalle que no cuadra.
En fin, os dejo con el comienzo del documental, y os lo recomiendo.

2 comentarios:

  1. El documental es mucho mejor que la película, bueno por lo menos ayuda a comprender mas la historia de la banda en general como pasa por ejemplo con Control de Ian Curtis y el documental de Joy Division, muy bien narrado como dices y con detalles certeros y que no viajan tanto con la personalidad de Morrison como en la película, que si bien fue el principal influyente en todo el concepto de la banda no es mas que una parte, la banda en su totalidad también incluye a Manzarek y en menor medida a Krieger y a Densmore, me hubiera gustado que el documental hubiera relatado mas sobre los Doors post-Morrison pero en fin aun así me parece una de las mejores películas que he visto relativas al Rock, saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miguel Hdz: Discrepo, la película es muy anterior y está muy bien hecha. En lo que ayuda el documental es en las imágenes inéditas, pero para saber de la banda ya casi estaba todo contado en el film de Oliver Stone.
      Es diferente a Control, en la de Joy División a parte de explicarte muy bien todos los dimes y diretes del grupo, pero se centra mucho en Ian Curtis.
      Evidentemente Morrison centra mucho tiempo, pero es normal, tanto para lo bueno como para lo malo su influencia era enorme, por eso decir algo de los Doors post-Morrison realmente es bajar escalones, porque ya nada fue igual.

      Un saludo.

      Eliminar