jueves, 15 de octubre de 2015

Editors - In dream (2015)


Editors, la banda de Birmingham, ha publicado su quinto trabajo de estudio, dos años después de "The weight of your love", un disco de un nivel muy bueno bajo mi punto de vista. Aquí he ido adelantando poco a poco temas del álbum, y es evidente que hay un cambio de fachada en el sonido con respecto al anterior trabajo, no sólo el tono es más oscuro, sino que hay más experimentación y los sintetizadores comen terreno a las guitarras. 
La carrera del grupo ha dado varios bandazos estilísticos, primero fueron una formación deudora del post punk y de referencias como Joy Division o Echo & The Bunnymen cuando hace 10 años (están de aniversario) editaron su primer trabajo The back room, aunque a lo largo de su trayectoria se han ido alejando de esa onda y acercándose a terrenos más tecno, emparentándose con bandas como Depeche Mode, por ejemplo, y teniendo sus momentos más pop-rock y coqueteos con la música de baile. Y por ahí van los tiros de este nuevo trabajo, aunque también está impregnado de atmósferas relajantes, por esos terrenos más tecno y experimentales, sin perder la épica en las canciones. Quizás tenga algo que ver, que se fueron a grabar el disco a un recóndito lugar en las montañas de Crear, Escocia, durante cuatro semanas, y allí se sentaron los cinco músicos "a ver que pasaba" según palabras de su cantante Tom Smith. Y lo que ha pasado es que han hecho un buen disco, lleno de matices, con una fachada tecno que no debe ocultar buenas composiciones, de esos trabajos que van entrando con las escuchas de manera placentera. Añadir que la voz femenina que se escucha y ha colaborado en el disco, es la de Rachel Goswell de Slowdive. 


Comienza el trabajo con No Harm, dominado por la voz de Tom (esplendorosa) que destaca sobre manera en una canción muy atmosférica, con esas bases programadas y el sonido de sintetizadores que van de menos a más, mientras los aportes de la guitarra en la segunda parte del tema lo rematan perfectamente. Ocean of night comienza con un piano saltarín para que luego entre la melodía y un estribillo bastante adictivo, un medio tiempo bastante ameno y con cierto aire soul en los coros. Forgiveness eleva el tono, una gran canción de aire potente pero que esconde una deliciosa melodía sustentada en el teclado, un bajo que ronrronea y tiene una línea bestial en todo el minutaje, además de la guitarra y sus arpegios. Salvation introduce unos arreglos de cuerda con claro acento a música clásica como intro, para luego pegar el cambio a una melodía pop con toques electrónicos mientras la base de cuerdas sigue debajo y los sintetizadores navegan a sus anchas, hasta que llega el estribillo potente. Life is a fear es un single de tomo y lomo, con una apabullante melodía y la voz de Tom sideral, es para mi una canción perfecta dentro del estilo que ahora quieren llevar por bandera, con cambios de ritmo clavados y muy adictiva. The law es una etérea y oscura canción, donde destaca la voz de Rachel que le da esa variedad y contrapunto a la masculina de Tom, además de ese aire a Depeche Mode de la época negra brutal. Our love vuelve a elevar mucho el nivel del disco, me estremece la voz de Mr. Smith deliciosa, a parte de los coros bestiales, y esa programación (muy Depeche Mode también) que va desgranando una preciosa melodía, además de los cambios precisos de ritmo y un estribillo muy adictivo con fraseos repetidos. All the kings es un gran medio tiempo, donde a los arreglos orquestales se le añade el empuje de la banda que suena muy soul e incluso góspel. At all cost es la canción más lenta del álbum, done te dejas llevar por la voz del cantante que es acompañado por sintetizadores y bajo de base. Marching orders acaba el trabajo, una canción con un enorme incresendo, que va de menos a más para ser un gran final de disco, se convierte en un tema de tono épico, que me da que va a ser un clásico de sus directos, con ese piano dominante junto a la voz.



Un disco que suena más maduro, de una banda que va entrando en la fase de dominar y hacer lo que realmente quieren y les da igual la fachada que impregne sus composiciones, algo que no siempre es bien entendido por el público.

Os dejo con el tema Forgivenees en vivo en Last FM.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada