sábado, 11 de abril de 2015

Concierto Guadalupe Plata + Los Wallas, Sala But, 10-4-2015



Tremenda la noche vivida ayer en la Sala madrileña But, donde tuvimos la oportunidad de ver tanto Javier de Gregorio como un servidor de teloneros a Los Wallas, una banda madrileña que hace una curiosa mezcla de estilos, desde rock espacial, garaje, pop con aires beat. Así sonaron temas de sus Ep's y singles como Caimán, La Playa y Otro color, así cayeron Caimán, Nena, Aullidos, Demasiada Presión, La playa, Otro color, Tiburón y acabar con la versión de Isla de Encanta de los Pixies. Buena banda a la que le auguro buen futuro.



 
Y llegó el plato fuerte, los jienenses de Úbeda, Guadalupe Plata, que venían a presentar su nuevo disco relatado aquí, una maravilla que amplía la paleta, y tocan estilos como surf, rockabilly, a parte del boogie y del blues pantanoso del Delta del Missisippi, que siguen siendo la base principal del aquelarre sonoro al que nos someten desde el inicio y al que te enganchas de tal forma que no puedes soltarte en todo el concierto. Perico de Dios, a la guitarra brutal, a la voz cada vez mejor, Carlos Jimena a la batería clava los ritmos y Paco Luis Martos al contrabajo de barreño de zinc y también guitarra rítmica se salen.





En cuanto al tracklist sonaron muchos temas del nuevo álbum, como Tormenta, Huele a rata, Calle 24, Serpientes negras, Filo de Navaja, Mecha corta, Hueso de gato negro o Tengo el diablo en el cuerpo. Además repasaron temas antiguos de sus primeros trabajos, así del anterior disco de 2013 cayeron Rata, Esclavo, Milana, No me ama o El blues es mi amigo. Y de su primer álbum largo también Estoy roto, Boggie de la muerte, Gatito, etc...
 



 
En definitiva una maravilla absoluta y un disfrute auténtico de una banda que se ha ganado un puesto muy alto, ayer estaba a reventar la sala, y que empieza a acumular seguidores que vienen del indie incluso (gafapastas incluidos) y de todo tipo y condición, aparte de los que ya les conocemos hace tiempo y que disfrutamos una barbaridad con sus míticos conciertos que por mi podían durar toda una noche.




Os dejo con el Boogie de la muerte, interpretado en vivo en unas sesiones en Austin en 2012.

 

4 comentarios:

  1. Doy fe de que todo lo que dice Savoy es exactamente cierto, que no exagera absolutamente nada y que los sentimientos, sensaciones, viajes cósmicos, movimientos estomacales, cadencias de caderas, alzamientos de puños, sudores axilares, comentarios acertados ante la grandeza de la música representada en el día de ayer por la banda de Úbeda, se atienen absolutamente a la más ínclita y apabullante realidad. Lástima que no me pudiera quedar un buen rato más con el reportero y continuar por lo grande la orgía musical que nos regalaron.
    Abrazos a todos los radioyentes,
    JdG

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Javier de Gregorio: Eres un grande de España sin duda. Desde luego que todo lo que dices, así fue, se sucedieron todos esos acontecimientos y fue maravilloso.
      Te perdiste sólo un par o tres de bises, pero fue fantástico ver como los de Úbeda siguen por su senda marcada y lo tienen tan claro.

      Abrazos.

      Eliminar
  2. Buff, después de leer esto me corroen las ganas de verlos en directo. Me los perdí por estar con vosotros el finde kinky. Brazzzzo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Johnny J.J.: Tranquilo brother van a rodar mucho por la península, y seguro que en algún punto de la misma podrás verlos y disfrutar de su arrollador directo.

      Brazzzzos.

      Eliminar